sábado, 26 de marzo de 2011

¿QUIÉN NO LO RECUERDA?

                                                      Fotografía: Fondo CCCh, Arquitectura popular

Ahí sigue luchando contra el tiempo, destartalado y quizás amenazando ruina, el edificio donde se ubicó la segunda de las grandes salas de cine de nuestro pueblo. A falta de una imagen del añorado Cine Victoria (del que nos ocuparemos en otro momento), ofrecemos una del WETONIA. Son inevitables las referencias cinematográficas (pongamos por caso : la película Cinema Paradiso) para resaltar el enorme poder de evocación que para muchas generaciones tiene esta construcción en cuyas iluminadas oscuridades tantos sueños se gestaron. 

4 comentarios:

carlos javier dijo...

Estimado Licenciado,claro que me recuerda la película que citas, y también los famosos versos del inmortal soneto "Miré los muros de la patria". ¿A qué fin destinarán el emblemático edificio? Cada vez que paso por allí pareciera que se me parte el alma y evoco la infancia y adolescencia.Son tantos recuerdos... Vale.

Emilia Oliva dijo...

Sobre todo, ahora que en todas partes de la región se rehabilitan edificios y se les dan usos culturales, vease el recién estrenado Embarcadero de Aldea Moret en Cáceres. Y nosotros con el Centro sobre la Albañilería y la Arquitectura Popular, un proyecto enquistado, por falta de miras de quien tiene todavía capacidad de decisión en el pueblo. Se aproximan elecciones y ser tan corto de miras debería pasarle factura. Ese centro podría estar funcionando como ya lo están el Museo del vino de Almendralejo, cuyo proyecto se gesta en las mismas fechas- o el Embarcadero de Cáceres y podría haber sido motor económico y dinamizador del pueblo, generando riqueza y prestigio para sus habitantes. Lástima.

Anónimo dijo...

Entrañables recuerdos amigo Licenciado, no solo en lo relativo a las viejas películas; también siento añoranza de la juventud perdida, y recuerdo mis primeros escarceos amorosos entre esas cuatro paredes. La mano furtiva intentaba llegar mas allá del hombro de la chica que ocupaba la butaca contigua...

Licenciado Malpartida dijo...

Amigos (y algo más) Carlos Javier, Emilia y Anónimo: gracias por vuestra participación con los respectivos comentarios. Todos son bienvenidos y ahí quedan para, a más de informar, fomentar el intercambio de opiniones.